Dr. Montgomery: “Ahora nos enfrentamos a un grave problema de distribución de vacunas en el mundo”

El Dr. Frank Ulrich Montgomery, presidente del Consejo de la Asociación Médica Mundial, ha visitado la sede del Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos junto al Dr. Tomás Cobo, presidente de la corporación española, para conocer a los miembros de la Junta Directiva y las líneas de trabajo del CGCOM


Madrid medicosypacientes.com/ Sara Narvaiza


El Dr. Montgomery, que participó en la mesa sobre la experiencia europea con las leyes reguladoras de la eutanasia del XXVII Congreso de Derecho Sanitario, ha concedido esta entrevista a Médicos y Pacientes para tratar los principales temas de preocupación de la profesión médica a nivel mundial. 
 
¿Cuáles son los objetivos de la Asociación Médica Mundial a corto y a medio plazo?
 
La Asociación Médica Mundial es una organización que básicamente trata con problemas éticos y con el servicio de los médicos en todo el mundo. De modo que nuestros objetivos a corto y medio plazo son tener unas buenas condiciones éticas, buenas condiciones de trabajo y una cobertura sanitaria universal para que todas las personas del mundo tengan acceso directo a unos servicios sanitarios de calidad ofrecidos por médicos. 
 
¿Cuál es la posición de la AMM acerca de la Eutanasia y el Suicidio Asistido?
 
La AMM se fundó tras la Segunda Guerra Mundial y los juicios de Nuremberg contra los médicos, y siempre se ha posicionado firmemente en contra de la Eutanasia. En el pasado, nuestras declaraciones siempre incluían acusaciones personales contra los médicos que la ejecutaban, pero con los cambios que se han producido en la sociedad y de muchos médicos que alegan que esta práctica es legal en su país, se eliminó esta acusación a los médicos a nivel individual porque la AMM no es una organización de profesionales de la Medicina como individuos, sino que se adhieren las organizaciones médicas nacionales. 
 
¿Piensa que es necesario un cambio en la formación de los profesionales para adquirir habilidades emocionales y que puedan enfrentarse mejor a las situaciones críticas?
 
Rotundamente sí. Creo que, en muchos países del mundo, los programas de formación están basados en el conocimiento científico, que es muy importante, pero no tenemos suficiente formación ética ni emocional. Esta debería incluirse tanto en la formación para los estudiantes como en la formación a los médicos en ejercicio.  
 
¿Cómo trabaja la AMM para la igualdad de género en la profesión?
 
Esta es una cuestión muy difícil. Desde la Asociación realizamos mucho trabajo para la igualdad de género, pero estamos en la cola de la cadena. Nosotros tratamos con personas que las organizaciones nacionales envían a la AMM, y si no hay igualdad de género en esas instituciones, entonces no la hay en la nuestra; y esta es una situación que debemos mejorar. 
 
También existe un problema en referencia a los pacientes. Por ejemplo, existen numerosos estudios de Cardiología de acuerdo con los que un pequeño dolor en el pecho en un hombre se trata como algo extremadamente serio, mientras si la paciente es una mujer se trata como algo menor. Esto es un error. 
 
La salud mental de los médicos se ha visto gravemente afectada por la pandemia, ¿qué deben hacer las autoridades para revertir esta tendencia? Y, ¿qué puede hacer la AMM?
 
Un paciente pasa de media entre tres y cuatro días en cuidados intensivos, mientras un paciente COVID-19 puede estar unos dieciocho días; y, por lo menos en Alemania, dos tercios de estos últimos pacientes fallecieron. Esto supone un nivel de estrés enorme para los profesionales. Las consecuencias de llevar al límite la salud mental de los trabajadores se reflejan en casos como el de mi país, en el que ahora un 20% de las camas de cuidados intensivos no se pueden utilizar debido a la falta de personal para atenderlas. 
 
La primera cosa que pudimos hacer fue analizar la situación que estábamos viviendo. La segunda, una mejor protección (mascarillas, EPIs, guantes, etc.) y la vacunación. Y la tercera, debemos hablar con las autoridades para conseguir mejoras en los recursos humanos de los que disponemos, en los recursos materiales, y debemos formar a la gente para todo ello. Si se realizan cambios adecuados en estos aspectos, entonces puede que tengamos la oportunidad de volver a la normalidad. 
 
¿Qué piensa acerca del trabajo de la AMM referente a la vacunación universal?
 
Nosotros participamos con COVAX en estas iniciativas. Ahora hay suficientes vacunas en el mudo, la cuestión es cómo distribuirlas. No es suficiente con que lleguen a los países, tienen que llegar a todas las personas. Y aquí es donde nuestros sistemas internacionales de salud fallan, esto es acerca de la cobertura universal, una persona a la que no conocemos, de quien no existe registro alguno, que vive en algún lugar lejano donde hay una temperatura de 40º, ¿cómo le pones una vacuna que debe conservarse a -20º?
Así pues, ya no es un problema de abastecimiento de vacunas, ahora es un problema de distribución.