Dr. Garrote: “Buscamos la excelencia y por eso potenciamos la formación”

El Consejo Estatal de Estudiantes de Medicina (CEEM) ha organizado sus V Jornadas Formativas 2.0 y la inauguración se ha celebrado en la sede de la Organización Médica Colegial (OMC), donde el Dr. Juan Manuel Garrote, secretario general de la corporación, ha recordado a los asistentes que la búsqueda de la excelencia conlleva la potenciación de la formación


 medicosypacientes.com / R. M.
 

En el camino de defender la profesión, “buscamos el nivel de calidad que exige la sociedad y, en este punto, la apuesta por la formación es esencial”, ha subrayado el Dr. Garrote, que ha comentado que “durante muchos años las corporaciones colegiales, sociedades científicas o los sindicatos no hemos ido de la mano, pero entendimos que debíamos trabajar en común. A pesar de tener cometidos distintos, el objetivo es común, que es la protección y seguridad del paciente”. Por este motivo, se creó el Foro de la Profesión, que cuenta con las sociedades científicas, la Conferencia Nacional de Decanos de Facultades de Medicina, los sindicatos y los estudiantes. El secretario general de la OMC considera que estos últimos han aportado “ideas relevantes que demuestran que en el futuro la profesión se va a dirigir de manera acertada, porque los estudiantes son personas confiables, responsables y trabajadoras”. 

El Dr. Juan Manuel Garrote también ha expuesto a los estudiantes las funciones básicas de la OMC. “Nuestra misión fundamental es velar porque no exista intrusismo, evitando que no haya personas ejerciendo la Medicina sin ser médicos o que no ejerza parte de la profesión sin tener los conocimientos adecuados. Por otro lado, tratamos de vigilar que su comportamiento de cara a la sociedad sea éticamente aceptable, para lo que contamos con un Código Deontológico”. El Dr. Garrote ha detallado que la ética es un sistema de comportamiento humano y la deontología es una parte de la ética, que además incluye un elemento sancionador. Es decir, “si alguien tiene una falta ética, será sancionado”, ha asegurado. 

Además, ha lamentado que “hay muchas formas de no ejercer bien la profesión y el Código Deontológico muchas veces va más allá de lo que dicen las leyes y puede suceder que, a pesar de que el facultativo no haya cometido una ilegalidad, haber incurrido en una falta deontológica”.  El fin último del médico, según ha incidido el secretario general de la OMC es “el trato adecuado al ciudadano, por eso nos imponemos unas normas lo más exigentes posibles”.

Por su parte, Víctor Expósito, presidente del CEEM, ha señalado que “entendiendo el derecho a la sanidad universal de las personas, que va más allá del humanismo y se acerca al pragmatismo humano, debemos tener claro que las personas debemos cuidarnos unas a otras y afrontar los problemas sanitarios de forma global, porque los grandes temas trascienden ya no solo a la profesión, sino también a las fronteras y culturas”. De este modo, “a falta de un sistema global de defensa de la salud que sea más eficiente, existen sistemas sanitarios en cada país que responden de manera diferente a las necesidades que les plantea la realidad”, ha explicado. 

La exposición del presidente del CEEM ha servido para dar paso al análisis de José Manuel Freire, portavoz sanitario del PSOE en la Asamblea de Madrid y miembro de la Escuela Nacional de Sanidad, sobre los diferentes sistemas sanitarios que hay en el mundo. La salud individual y colectiva depende de múltiples factores relacionados entre sí. Estos elementos comprenden desde la herencia biológica hasta los servicios sanitarios, pasando por el medio físico, el nivel educativo o entorno social.

El estudio de los sistemas sanitarios está íntimamente ligado a la comparación internacional. La enorme complejidad de estos sistemas e instituciones, imbricados en procesos históricos y contextos peculiares, lleva a que el análisis de su estructura, y de las políticas que se desarrollan, precise de un enfoque hacia los sistemas como “experimentos naturales”, pero la comparación debe salvar grandes obstáculos para garantizar una validez. Así, Freire ha mostrado las peculiaridades más destacadas del sistema sanitario anglosajón respecto al español, destacando la gran unidad de los sindicatos y que los colegios se organizan por especialidad y no por provincias, como sucede en España. 

El objetivo que los estudiantes persiguen con estas jornadas es complementar la formación ampliando puntos de vista en diversos campos que incumben a la Medicina. En esta edición, entre otros temas, se abordará la garantía del continuo formativo, con especial atención al rol del estudiante de Medicina como parte del equipo asistencial, la calidad de las prácticas formativas, las metodologías docentes o la evaluación durante el grado; el sistema de especialización MIR y el posterior acceso al mercado laboral y el análisis del ejercicio profesional en condiciones precarias.
 
También se analizará la sostenibilidad del sistema de innovación y desarrollo biomédico, así como el acceso a los medicamentos y la universalidad de la salud; la realidad en la implementación de políticas que promuevan la igualdad efectiva de género y cómo estas repercuten sobre la salud de la población; la humanización de la medicina y la formación en el cuidado; el concepto de ética más allá de nuestras fronteras y la situación de las personas refugiadas; el asociacionismo y la promoción del movimiento estudiantil como valor social.

Pie de foto1: Víctor Expósito, presidente del CEEM; Dr. José Manuel Freire, miembro de la Escuela Nacional de Sanidad; Dr. Juan Manuel Garrote, secretario general de la OMC; y Marina García, presidenta electa del CEEM